Compartir
Publicidad
Publicidad

La memoria TLC y SSDs PCIe tendrán mayor presencia en el 2014

La memoria TLC y SSDs PCIe tendrán mayor presencia en el 2014
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Los SSDs han evolucionado de forma tan acelerada que la interfaz SATA III ya no ayuda para justificar su venta por términos de rendimiento. Ahora es más común escuchar que los fabricantes se enfocan en otras características como resistencia (endurance) y tiempo de vida.

Si bien esto ha resultado en buenas noticias para el consumidor, no lo es tanto para la industria. Acerca de este comportamiento, la firma TrenForce publicó un análisis donde habla de cuáles podrían ser las tendencias que conducirán al mercado en el 2014.

Las proyecciones que se tienen para el mercado de SSDs sugieren que la interfaz SATA III se convertirá en lo mainstream (gama media), mientras que los SSDs de tipo PCIe, que actualmente son mejor conocidos como una solución enterprise, se volverán más populares en el segmento high-end (de gama alta).

El motivo principal se debe a que la interfaz PCIe resolverá el problema de cuello de botella que se sufre con la actual SATA III que solo puede entregar velocidades de 600 MB/s, permitiendo alcanzar velocidades de 1000 MB/s con dos líneas (PCIe 2.0 x2) o hasta de 2000 MB/s con cuatro líneas (PCIe 2.0 x4).

Este salto no debería quitarnos el sueño, pero si darnos una idea de cómo actuará la industria para recuperar rentabilidad. Cabe mencionar que Intel incorporará soporte completo a SSDs con interfaz PCIe 2.0 hasta con procesadores Broadwell que se esperan para finales del 2014.

DrameXchange_SSD_roadmap_2015-2015

En temas relacionados, el análisis también indica que la memoria TLC jugará un papel más importante en el segmento low-end, en lugar de ser una alternativa para justificar SSDs de grandes capacidades a bajo costo como sucede con las unidades Samsung 840 EVO.

Lo anterior significa que aunque hay SSDs con memoria TLC que pueden ser bastante atractivos en relación precio/GB, todavía sigue siendo más económico optar por unidades con memoria MLC y que además pueden ofrecer mayor resistencia (endurance). Claro, este panorama podría cambiar si la memoria TLC para SSDs low-end sufre un ajuste de precios. De esa forma podría no ser tan mala idea sacrificar un poco de resistencia por menos costo.

Más información | TrendForce

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos