Compartir
Publicidad
Publicidad
Santiago Arau, ningún fotógrafo nos había enseñado un México tan espectacular... desde los aires
Otros

Santiago Arau, ningún fotógrafo nos había enseñado un México tan espectacular... desde los aires

Publicidad
Publicidad

Las imágenes de Santiago Arau nos roban en aliento y nos hacen desear ser aves para poder ver desde lo alto una nueva perspectiva de lo que nos rodea. Santiago se ha especializado en hacer fotografía aérea con drones, aunque comenzó desde muy jovencito a incursionar en el mundo de la creación de imágenes a través de la luz, cuando estaba apenas en segundo año de preparatoria.

Tuvimos la oportunidad de platicar con Santiago, casi un "hombre pájaro" no porque él vuele, sino porque a través de sus fotografías aéreas nos permite sentir como si estuviéramos en la cima del mundo, o del Iztaccíhuatl, tal como lo hizo en una de sus excursiones el pasado mes de febrero de este mimso año.

Del joven al fotógrafo

Arau 9 Xochimilco

Fue cuando estaba en segundo año de prepa que tomó un taller de fotografía y desde entonces descubrió esa pasión que hoy explota desde los aires.

Más adelante, ya trabajando como profesional en una agencia de publicidad se topó con el primer dron que era un aparato bastante rudimentario, pero capaz de tomar fotos desde el aire, aunque en ese entonces, casi a ciegas. Hace cuatro o cinco años pudo manejar un dron por primera vez, y desde entonces la tecnología ha avanzado bastante, de manera que ahora mismo son tan estables como tener la cámara en un tripié, con la ventaja de que los ángulos que obtienes son impresionantes.

Ahora todos pueden sacar una foto con su celular, pero poder hacer una foto o video con un dron, es algo que aún acapara miradas, y provoca exclamaciones allá donde se vea el cuadricóptero sobrevolando las multitudes.

Utilizando la naturaleza como modelo

Pico de Orizaba Atardecer sobre el Pico de Orizaba

Para Santiago, la naturaleza es su mejor modelo, siempre le ha gustado la idea de poder plasmar en imagen lo que sus ojos son capaces de captar, ya sea un amanecer, un atardecer, las nubes, el cielo, y darle todos los detalles posibles, explorar las posibilidades de juego que dan los distintos tipos de lente, desde un gran angular hasta un lente macro. Fotografiar paisajes es definitivamente una de las cosas que más le gustan.

El equipo es prioridad para este fotógrafo, ya que toma en cuenta todas las posibilidades que le ofrece esa cámara, esa óptica, ese sensor, porque las fotografías le gustan con bastante detalle. Aunque reconoce que hay algunos fotógrafos a los que no les importa mucho el equipo con el que trabajan, para él es fundamental, tanto como sus ojos.

Su sueño en cuanto equipo fotográfico es poder montar una cámara de formato medio en un dron, con una lente de excelente calidad, pero también hay que aprende a trabajar con lo que se tiene, y en ese sentido, le gusta explotar sus equipos al máximo.

El Pulmón de la CDMX El Pulmón de la CDMX

Como fotógrafo, Santiago es un afortunado que ha probado lo mejor de los dos mundos, el análogo y el digital. Al inicio la foto era pintar con luz a través de sales minerales, granos, plata, ahora el objetivo es el mismo pero se hace con un sensor digital. Y aunque cuando estaba en la prepa tuvo oportunidad de utilizar un cuarto oscuro y revelar sus propias tomas, ahora está convencido de que es más práctico el formato digital, puede tener una o varias tarjetas de memoria, puede ver la foto inmediatamente después de tomarla, borrarla o tomar otra, antes eso no se podía, y si bien es cierto que se pierde un poco de la "magia" de lo análogo se gana en velocidad y facilidad.

Vía Láctea sobre el Cerro Verde y el Volcán Izalco Vía Láctea sobre el Cerro Verde y el Volcán Izalco

Sobre las fotos nocturas, Santiago nos cuenta que la maravilla de la exposición prolongada es que permite que se plasmen en la imagen cosas que el ojo no percibe a simple vista, y que llevan a la gente a pensar que están editadas, sus exposiciones de 30 segundos a un minuto son justamente las que hacen evidente la "Vía Láctea" por ejemplo.

En cambio con un dron, es posible tener tomas de hasta dos segundos de exposición en el aire con una estabilidad comparable a la de un tripié, la nitidez es perfecta, y aunque siempre hay un margen de error, también es posible que de 10 fotos 6 o 7 salgan excelentes, y esto cada vez será mejor, pues la tecnología no deja de avanzar.

Cuando le pregunté a Santiago cuál era la foto que más le había gustado de las hechas durante este año, sin dudarlo me comentó que el reto de subir al Iztaccíhuatl, y hacer video y foto desde el glaciar de la cima y hasta siete kilómetros hacia atrás donde es posible apreciar el tamaño de las personas y la majestuosidad del volcán. El esfuerzo de subir al volcán, su dedicación, y el resultado fotográfico es una de las tomas que más le han gustado este año.

Mezcla de técnica y sensibilidad

Para conmover a una persona, es necesario saber que la fotografía es una mezcla de técnica en la que debemos saber hasta dónde explotar el equipo que tenemos. Santiago nos contaba que en esa excursión al Iztaccíhuatl por llevar su equipo hasta el extremo, estuvo a punto de perder el dron. La señal se perdió, no regresaba, y al final, logró aterrizarlo con 1% de batería solamente. Un error o una falla en estas condiciones puede ser irreversible, simplemente, si hubiera perdido el dron, no solo no hubiera recuperado el aparato, sino tampoco las imágenes que había captado.

Para Santiago, la fotografía es una mezcla de técnica y sensibilidad. Por la parte técnica está el equipo que tenemos, las capacidades que tiene, y por la parte sensible está el fotógrafo que debe saber cómo debe encuadrar la imagen para "tocar" al público que la mire. Además se vale echar mano de toda la tecnología que se tenga al alcance, y por supuesto, tener un buen conocimiento de la técnica fotográfica.

Ixtapa Zihuatanejo Ixtapa Zihuatanejo

A mí lo que me gusta es lo que me sorprende y si además lo puedo fotografiar, es lo que me encanta reflejar, sabiendo que tengo ciertas condiciones de luz y cierto equipo lograr el reflejo de lo que estoy viendo, y expresar a través de un paisaje, no solo lo que es visible a simple vista, sino ir un poco más allá.

Visto lo visto, podemos decir que Santiago es un hombre sumamente afortunado ya que encontró su pasión, se dedica a ella, y ese esfuerzo y dedicación le ha rendido frutos, porque puede darse el lujo de ni siquiera pensar que "está trabajando", al contrario, él piensa que se está divirtiendo, y encima de todo, le pagan por hacer lo que ama. Su consejo: "Si te gusta algo y te apasiona, sé constante, ten dedicación, encuentra una forma de vida en lo que haces".

Ser fotógrafo en México

Al preguntarle sobre el panorama de la fotografía en México nos contaba que para él no ha sido difícil ser fotógrafo ni ganarse la vida en este país, ya que ha contado con personas que confían en él, además el campo de la imagen es muy vasto y hay muchas personas que se dedican a ello ya que no hay una sola empresa que no necesite imágenes o fotografías. En su percepción hay mucho trabajo en la producción de imágenes y lo único que necesitas para dedicarte a ello, es ponerle corazón.

Desde Xataka México, agradecemos a Santiago Arau por haber accedido a charlar con nosotros. Aquí dejamos algunas que imágenes adicionales que muestran su trabajo:

Ixtapa Zihuatanejo Ixtapa Zihuatanejo.
Ixtapa Zihuatanejo. Ixtapa Zihuatanejo.
Volcán
Volcan
Av. Insurgentes, Ciudad de México. Av. Insurgentes, Ciudad de México.
Ángel de la Independiencia Ángel de la Independiencia

Todas las fotos pertenecen a Santiago Arau.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos