Compartir
Publicidad
Publicidad

Nokia N1 y el regreso de un titán a la industria móvil

Nokia N1 y el regreso de un titán a la industria móvil
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

A pocos meses de haber completado la venta de su división de smartphones a Microsoft, Nokia vuelve a reaparecer en el panorama de la industria móvil presentando una nueva tablet Android, equipo con el que nos demuestran que su marca sigue estando viva y dispuesta a ofrecer a los consumidores lo que mejor saben hacer: equipos de gran calidad.

La nueva tablet Nokia N1 cuenta con un conjunto de especificaciones interesantes guardadas en un elegante y delgado cuerpo de aluminio con esquinas redondeadas que nos recuerda en mucho al iPad Mini de Apple, ejecutando además Android 5.0 Lollipop y la personalización brindada por su Z Launcher, con lo que ha logrado que los expertos de la industria móvil no se muestren indiferentes.

Nokia N1, no solo es hardware, también es software

Nokia N1 Android Tablet

A lo largo de los años, Nokia a demostrado ser experto en proporcionarle a los usuarios equipos duraderos y eficientes, y en su regreso a la industria móvil no tenía por qué ser diferente. Ha dotado a la N1 con una pantalla IPS de 7.9 pulgadas con resolución de 20148x1536 píxeles, el chip de 64 bits y cuatro núcleos Intel Atom Z3580 a 2.3 GHz acompañado de 2 GB de memoria RAM y 32 GB de almacenamiento.

En el apartado de conectividad, además de los acostumbrados Bluetooth 4.0 y Wi-Fi, ha decidido innovar incluyendo un conector Micro-USB Tipo C reversible, gracias al cual ya no tendremos que lidiar con su orientación antes de conectarlo. No podían faltar también una cámara trasera de 8 megapíxeles y una frontal de 5 megapíxeles. Su autonomía está dada por una batería con capacidad de 5300 mAh, que promete aguantar 9 horas de uso sin necesidad de conectar el cargador.

Pero el Nokia N1 es más que solo hardware, también representa la experiencia que Nokia tiene en software, pues ofrece una preinstalación nativa de Android 5.0 Lollipop, personalizado con su Z Launcher, su lanzador de aplicaciones inteligente que vimos finalizar su fase beta hace unos meses.

Z Launcher

Como hemos experimentado, el Z Launcher se adapta a nuestro ritmo de vida para mostrarnos las aplicaciones, contactos y sitios webs que más usamos dependiendo del momento del día en que lo usemos, gracias a su algoritmo de aprendizaje. Además, el Z Launcher tiene la funcionalidad Scribble, que no es más que un sistema de detección de texto en pantalla.

Así, el Z Launcher es una clara muestra de que Nokia, aún sin su división de telefonía celular, tiene lo necesario para destacar nuevamente en la industria móvil, tanto con hardware como con software, y de colocarse nuevamente y sin complicaciones en la preferencia de los usuarios finales.

Nokia, el titán de la industria móvil no es perfecto

Nokia

Durante años, Nokia ha dado por sentado la preferencia de los consumidores por sus equipos, así como la confianza en su marca. Sin embargo, los tiempos han cambiado, la competencia es aún más grande, y en el mercado Android hay compañías fuertemente afianzadas. Y si bien ha habido grandes aciertos en el lanzamiento de la Nokia N1, también ha habido errores que podrían poner en riesgo su lugar dentro de la industria móvil.

El más notorio, el usar la misma filosofía de Xiaomi, y permitir que su diseño y fabricación sea similar a la de los productos de Apple. Si bien, Nokia ha confirmado que el diseño de la N1 es propio, también ha mencionado que la fabricación ha sido realizada por parte de Foxconn. Al respecto, la estrategia de dar permiso a los fabricantes de utilizar su marca a través de licencias puede resultar contraproducente, tanto en términos de la calidad asociada a Nokia, como de la confianza de los consumidores que han depositado su confianza en la compañía.

Por otro lado, Nokia tiene importantes retos para el futuro, como lo es su regreso al mercado de teléfonos móviles, para lo que tendrán que pasar los 30 meses indicados en el acuerdo con Microsoft, es decir, hasta después del 31 de diciembre de 2015.

Tendrán que decidir, si volver de lleno con smartphones o con los básicos "feature phones" con los que acapararon el mercado hace algún tiempo y desde luego, cuál será el sistema operativo móvil que los alimente pues ya han experimentado con Windows Phone y han hecho una mínima incursión en Android.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos