Compartir
Publicidad

¿Gastamos los mexicanos en smartphones de acuerdo a nuestro nivel económico?

¿Gastamos los mexicanos en smartphones de acuerdo a nuestro nivel económico?
37 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Es común escuchar cuando socializamos con personas y hablamos de smartphones comentarios como “no tiene en que caerse muerto o muerta y trae el iPhone más nuevo (o un Galaxy S5)” o “que mejor pague la universidad en lugar de regalarle un smartphone tan caro a su novia o novio”.

Me viene esta reflexión porque, salvo el Nexus 6 que Google lanza a finales de octubre, el resto de los principales fabricantes de smartphones con presencia en México han presentado sus últimos modelos previo a las fiestas decembrinas. En las próximas semanas estarán disponibles y por lo tanto se vienen compras masivas. ¿Gastarán los mexicanos el dinero que no tienen para comprar un smartphone caro?

En lo general los mexicanos somos de la idea de “vive hoy, paga mañana” o como bien lo promocionaba la empresa de tarjetas de crédito Visa “porque la vida es ahora”. Nos gusta divertirnos, celebrar, gritar “viva México cab…” y…traer un smartphone bueno, por lo general fuera de nuestro alcance. Sera por ello que México se ubica en el lugar 16 en el Índice Mundial de la Felicidad elaborado por la ONU. Incluso somos más felices que los estadounidenses pues ellos se ubicaron en el lugar 17, aún y cuando ellos tienen un PIB Per Cápita de 51 mil dólares anuales mientras nosotros apenas de 16 mil dólares, según datos del Fondo Monetario Internacional.

¿Ingresos bajos, smartphones caros?

En promedio los mexicanos tenemos un ingreso bajo (12,708 pesos al mes por hogar, según INEGI) pero mi hipótesis es que nos gusta adquirir un smartphone caro. Desafortunadamente no hay muchos estudios que nos digan con precisión, o al menos no pude encontrarlos, la relación clase social con el tipo de smartphone que compra el mexicano. A simple vista podemos deducir que la relación parece lógica, es decir, clase baja adquiere smartphones baratos y clase alta los caros. Si caminamos por un centro comercial muy concurrido y socialmente plural comprobaremos dicha lógica. Al menos de manera superficial.

Además los fabricantes de smartphones no difunden información sobre su perfil de cliente para sus diversos modelos (que obviamente tienen). De hecho difícilmente anuncian el total de unidades vendidas en el país. De aquí que tenemos que acudir a estudios públicos que brindan resultados genéricos, pero que son los únicos a los que se puede acceder para construir un escenario básico.

El primero al que haré referencia es a un estudio publicado tres semanas atrás por El Economista y realizado por el Euromonitor Internacional IE Business School de España. Del total de encuestados el 47% reconoció haber comprado algún producto de lujo en los últimos tres meses y un 37% señaló un producto Premium (más caro). En cuanto a dispositivos electrónicos el 61% reconoció poseer un dispositivo Apple, el 26% de Samsung, el 22% de BlackBerry, el 15% de Sony, 9% de Motorola y 10% de LG.

Recordemos que todas estas marcas poseen dispositivos móviles de diferentes precios aunque es de suponerse que estos compradores adquirieron las versiones más caras. Pero insisto, es de suponerse.

Los otros estudios o reportes a los que podemos echar mano son los de las consultoras Kantar, IDC, Gartner y CIU sobre la penetración de las marcas de smartphones en México. Lo negativo es que se limitan, como ya se dijo, a citar la penetración genérica entre consumidores, pero no los distinguen por nivel de ingreso o clase social.

Citemos dos reportes de estas consultoras. Iniciando con Kantar tenemos que a julio de 2014 la distribución del mercado de OS móviles en México era así; Android con 80.6%, iOS con 4.6%, Windows 5.9% y otros 8.9%. Citar estos datos es importante pues el OS es otro indicador del perfil del comprador. Es de presumirse que iOS posea un mercado bajo debido al alto precio de los iPhones.

Por su parte The Competitive Intelligence Unit (CIU), otra consultora, indicó que al término del 2013 Samsung poseía el 25% del mercado de smartphones en México. Le siguió BlackBerry y Nokia con 16% y Apple con el 13%. Esta cifra de Apple contrasta mucho con la de Kantar (4.6%). De los datos de CIU la pregunta es ¿del total de smartphones vendidos cuantos son de gama alta? Nuevamente nos quedamos sin respuesta.

Actualmente la penetración del smartphone en México se ubica en alrededor del 36.8% según Google. Para CIU esta cifra andará en 50.3% para finales de año. Esto significa que las oportunidades de crecimiento y ventas para los fabricantes son enormes y se intuye que los de bajo precio dominarán el mercado por conquistar.

¿Al mexicano le gusta gastar?

¿En verdad el mexicano es gastador cuando hablamos de smartphones? Con los datos citados la respuesta es quien sabe. No son suficientes para llegar a una conclusión. De aquí que urge que las consultoras u OEMS hagan públicos estudios más detallados para tener un perfil más certero del mexicano que compra smartphones. En base a dichos resultados pueden desprenderse recomendaciones de compra mucho más certero que las que ofrecen las mismas OEM en sus páginas web.

En el mismo artículo de El Economista, el mercado de productos de lujo en México creció a una tasa del 13% en 2013 y en el 2014 será del 14%. Estas tasas de crecimiento no se dan en la ampliación de la clase media y media-alta. Asimismo, y observando la distribución porcentual del gasto corriente en los hogares mexicanos que hace el INEGI, se desprende que le queda poco para gastar en dispositivos electrónicos. De los nueve rubros que maneja el INEGI al rubro que se le pudiera asignar sería al de “transportes y comunicaciones” y en esto gasta el 18.5% (2,350 pesos) de su ingreso mensual que es de 12,708 pesos.

Se vienen las compras navideñas. Se venderán muchos iPhones y Androids de gama alta. No nos olvidemos de los smartwatch, que llaman la atención pero el consumidor parece no animarse a comprarlo. Lo único que se puede recomendar es decirle que gaste su dinero sabiamente en un smartphone al nivel de su bolsillo. Hoy las diferencias técnicas entre uno de gama media y alta son pocas, pero su diferencia en precio es una barbaridad.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio