Esta quiere ser la primera "gasolinera espacial" para repostar naves en órbita, y está a punto de ser lanzada por SpaceX

Esta quiere ser la primera "gasolinera espacial" para repostar naves en órbita, y está a punto de ser lanzada por SpaceX
Sin comentarios

Repostar naves desde el espacio. Esta es la premisa de Orbit Fab, una startup estadounidense que ofrece el servicio de reabastecimiento de combustible en órbita y se prepara para el lanzamiento de su tanque de propelente de prueba a bordo de un Falcon 9 de SpaceX a finales de 2022 o inicios de 2023.

Bajo la premisa de que algunas naves espaciales o satélites requieren más combustible para alcanzar altitudes designadas o para realizar viajes de larga duración, la empresa busca extender la vida útil de estos vehículos equipándolos con la posibilidad de que puedan obtener más combustible una vez se encuentran en órbita, con la intención de iniciar una "era de exploración espacial sostenible".

tanques RAFTI
Imagen conceptual de los tanques de Orbit Fab alrededor de la Tierra

Para poder llegar a la órbita geoestacionaria alrededor de la Tierra, el tanque viajará como una carga útil secundaria de la misión de aterrizaje lunar IM-2, respaldada por la NASA, y se colocará en posición a bordo de un vehículo de transferencia orbital Spaceflight Sherpa-ES en una "novedosa trayectoria" de sobrevuelo lunar que lo llevará primero alrededor de la parte posterior de la Luna.

Tras llegar a su lugar designado, el combustible estará disponible para entregarse y cuando no esté realizando alguna recarga se ubicará a cientos de kilómetros de distancia, con la intención de no saturar la órbita, señaló James Bultitude, ingeniero jefe de Orbit Fab.

La cisterna espacial de Orbit Fab quiere que todas las naves usen su puerto para 2025

Este tanque cuenta con la capacidad de almacenar el combustible en órbita hasta por 15 años y de acuerdo a la compañía, buscan ser la opción para la recarga de naves y satélites como una primera etapa esencial para las actividades de exploración espacial.

Esto lo harán gracias a que desarrollaron un puerto especial para el reabastecimiento en el espacio al que nombraron como RAFTI, (Interfaz de transferencia de fluidos acoplable rápida) que permite realizar el proceso de forma sencilla y se ofrece ya para empresas en el área de inteligencia, así como para satélites comerciales.

Este nuevo componente, al ser sistema propietario, deberá instalarse en las nuevas naves que deseen hacer uso del sistema antes de abandonar la Tierra para que puedan acoplarse en órbita. De acuerdo con el cofundador de Orbit Fab, Jeremy Schiel, se espera que para el 2025, todas las naves tengan un puerto RATFI para poder hacer aprovechar esta tecnología.

El Tanker-002 será la primera estación de combustible en órbita geoestacionaria

Esta en realidad es la segunda prueba de la compañía, la primera la hicieron en junio de este año, donde colocaron el Tanker-001 en la órbita terrestre baja una cisterna que pesaba menos de 50 kilos. Para esta ocasión, la gasolinera transportará aproximadamente 90 kilos de hidracina y se realizarán evaluaciones para probar en el espacio el sistema de atraque, la transferencia de combustible y el desacoplamiento antes de pensar en realizar su primera actividad.

La empresa ya ha realizado otras pruebas de repostaje, pues en mayo de 2019 se convirtió en la primera en repostar a la Estación Espacial Internacional con agua. Además Orbit Fab, asegura que cuenta con varios millones de dólares en contratos con la Fuerza Espacial y la Fuerza Aérea de los Estados Unidos, quienes están financiando los trabajos para poder entregar hidracina y xenón desde el espacio.

Temas
Inicio