Compartir
Publicidad

Tendencias al volante: ¿son éstas las tecnologías que más usamos al conducir?

Tendencias al volante: ¿son éstas las tecnologías que más usamos al conducir?
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El desarrollo de nuevas tecnologías para mejorar nuestros momento al volante es parte del ADN de los fabricantes de coches: el encendido eléctrico llegó en 1911 y lo hizo para quedarse, el encendedor arribó en 1925, la radio se integró al tablero en 1930, la dirección asistida se incorporó en 1956, luego aparecieron los convertidores catalíticos (1973), las bolsas de aire (1984), la computadora de diagnósticos (1994), los sistemas de navegación (1995) y así podemos seguir enlistando innovaciones que hoy parecen haber estado siempre ahí.

Actualmente, se están dando muchos cambios en torno a los vehículos. La industria automotriz está explorando nuevos caminos para trazar lo que será la ruta hacia el futuro de los autos. Claro que todo comienza con el conductor, su seguridad, el tipo de experiencias que busca al volante y sus hábitos.

Y aunque se ha dicho muchas veces, los smartphones llegaron para cambiarlo todo: desde la forma en que nos comunicamos e interactuamos, hasta cómo consumimos los contenidos audiovisuales, la manera de gestionar nuestras transacciones bancarias y sí, hasta lo que hacemos mientras conducimos.

¿Pero cuáles son las tecnologías que en la actualidad más se usan? Bueno, son tantas y tan variadas que trataremos de hacer un listado que englobe las mejor aprovechadas (aunque a veces no lo notemos).

Los sistemas de seguridad

Una de las mayores preocupaciones de los fabricantes es la seguridad de los conductores y sus familias, por lo que cada vez hay más tecnologías trabajando al mismo tiempo para proteger cada uno de los trayectos de las personas. Computadora de diagnóstico, sensores de reversa, de movimiento, cámaras en puntos estratégicos, más bolsas de aire y sistemas de frenado autónomos son sólo algunos ejemplos (y bueno, a pesar del constante uso, no notamos algunos de ellos).

Y bueno, no es un secreto que los desarrolladores de software y la industria automotriz están trabajando duro para crear inteligencia artificial que nos permita contar con una conducción autónoma o sea capaz de prever un potencial error humano.

Compañía auditiva para todos los gustos

Fiat Live On 2

Desde 1930, como ya se mencionó, la radio ha estado presente en la cabina de los autos y su evolución es evidente: los cartuchos de 8 tracks llegaron en 1965, los cassettes para 1970, los disc players en 1985 y hoy no podemos vivir sin las playlists de nuestros servicios de streaming.

Prácticamente no hay trayecto en donde no nos acompañe un programa de radio o una selección de canciones. Y según una investigación dirigida por el doctor Van der Zwaag, la música tiene influencia positiva en el humor y el desempeño de la gente al volante.

Guías de navegación y mapas

Los sistemas de navegación en los automóviles son una tecnología relativamente nueva, pues llegaron a mediados de la década de los 90 del siglo pasado (1995). Sin embargo, como ya mencionamos, los smartphones hicieron que estos se volvieran muy populares gracias a que estos dispositivos móviles comenzaron a integrar instrumentos de geolocalización que hicieron posible llevar los mapas en los bolsillos y aprovecharlos sobre el camino.

Actualmente, Waze (iOS y Android) y Google Maps (iOS y Android) son la aplicaciones de mapas más populares.

La conectividad es importante

Debido a que los individuos hacen cada vez un mayor uso de sus smartphones al conducir, pues les permiten personalizar la experiencia en cabina, los fabricantes de autos han desarrollado diferentes elementos que permitan a los usuarios permanecer siempre conectados con sus contactos y sus propiedades digitales.

Claro que han creado plataformas que restringen el uso de las apps y la llegada de notificaciones que pueden representan un importante factor de distracción, dejando disponibles sólo aquellas que mejoran la experiencia en cada trayecto. Un ejemplo de este tipo de software que, incluso puede ser instalado en el propio smartphone, es Live On (iOS y Android), que hasta cuenta con un medidor de desempeño de sus modelos Mobi 2018 y Uno 2018.

Una de las ventajas de estas interfaces es que nos permiten controlar diferentes elementos (como la música, los mapas y las comunicaciones -llamadas principalmente-) desde una misma pantalla o los controles que, por lo general, se encuentran al volante.

El futuro es totalmente digital

Como se comentó al principio, los smartphones llegaron como disruptores para la mayoría de las industrias y bueno, la automotriz no es la excepción; pues se está impulsando un futuro donde los autos estén conectados todo el tiempo a una red de comunicación que nos permita monitorear en tiempo real cada uno de los mecanismos que los mueven sobre los caminos.

De hecho, las innovaciones más recientes son abrumadoras, pues un auto actual cuenta con siete veces más códigos operando que un Boeing 787.

“La industria automotriz no permanecerá como se encuentra hoy. Es un sector en constante cambio y hoy en día impulsado por los amplios volúmenes de datos generados, prepara el camino para mantener a su principal grupo de interés, los clientes”, comenta Albrecht Ysenburg, Socio Líder de la Industria Automotriz de KPMG en México.

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos