Compartir
Publicidad

El problema no es solo que hayan cazado un puma en México, sino que hay una temporada de caza para una especie casi amenazada

El problema no es solo que hayan cazado un puma en México, sino que hay una temporada de caza para una especie casi amenazada
6 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La página de Facebook Reforestación Extrema A.C. mencionó que la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) presentó una denuncia penal ante la PGR por una fotografía que se compartió por redes sociales donde se ven un par de personas cargando un puma muerto que cazaron minutos antes.

En el video podemos ver a un grupo de sabuesos acorralando a un puma en las ramas de un árbol, mientras los involucrados usaban sus smartphones para grabar el suceso. Los hechos sucedieron el 3 de febrero como lo dice la persona que graba el video.

Hasta 9 años en prisión y 256 mil pesos en multas

El puma capturado es un puma concolor y es el felino que vive en más lugares que cualquier otro mamífero salvaje terrestre de América, ya que su territorio se extiende desde Canadá hasta el sur de la cordillera de los Andes en América del Sur. Actualmente el puma es considerado por la Conservación de la Naturaleza (UICN) como una especie casi amenazada.

Pero lo más curioso es que la denuncia se realizó porque la caza fue ilegal, ya que el permiso de cacería del felino expiró el último domingo de enero de 2018, indicando que el límite de posesión es uno en Coahuila. Si los hechos hubieran sucedido una semana antes, no pasaba nada.

La PROFEPA denunció ante la PGR por el Artículo 420 Fracción III del Código Penal Federal, donde señalan que cualquier actividad de caza con un medio no permitido de algún ejemplar de una especie de fauna silvestre o que ponga en peligro la viabilidad biológica de una población tendrá sanciones de hasta nueve años de prisión y de 300 días (26 mil 508 pesos) hasta los 3 mil días (256 mil 80 pesos) de multa.

Hasta el momento no se han identificado a los cazadores ante la opinión pública, pero las autoridades mencionan que ya saben la identidad de los responsables que son personas que se dedican a la “limpieza” de ranchos de todo tipo de animales. Se estima que los hechos sucedieron en un rancho que se encuentra entre Coahuila y Nuevo León.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio