Compartir
Publicidad

Windows 7 y 8 se actualizan con herramientas que recolectarán datos

Windows 7 y 8 se actualizan con herramientas que recolectarán datos
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Al parecer, Microsoft se ha dado cuenta del buen negocio que es la recolección de datos y de como ha desaprovechado su oportunidad con todas las instalaciones que tiene de Windows, por lo que la última versión ha dado un paso en esta dirección.

Desafortunadamente no se ha quedado como un "privilegio" de aquellos millones de personas que han actualizado a la versión 10, ya que ahora hay un par de actualizaciones que están llegando a los equipos con Windows 8 e incluso 7, que hacen que el sistema operativo comience a mostrar un comportamiento preocupante.

Las actualizaciones responsables

Tio Steve Ballmer

Recientemente han aparecido cuatro nuevas actualizaciones a aquellos con las versiones antes mencionadas, las cuales son: KB3068708, KB3022345, KB3075249 y KB3080149; estas se encuentran relacionadas con telemetría de diagnóstico y experiencia del cliente, y que en caso de ser instaladas estarán enviando datos a Microsoft de forma regular.

La primera se describe como una introducción del servicio de rastreo de telemetría de diagnóstico a los dispositivos existentes, y así obtener los "beneficios" de la última versión de Windows, que de hecho llega a reemplazar a la segunda (lanzada primeramente).

La tercera añade puntos de telemetría a consent.exe en Windows 8.1 y 7, para que así el Control de Cuentas de Usuario pueda recolectar información sobre elevaciones (accesos de administrador) que provengan de niveles de integración bajos.

Finalmente, la cuarta actualiza el servicio de rastreo de Diagnóstico y Telemetría a los dispositivos actuales, de nueva cuenta ofreciendo "características" de última generación para los que aún no hayan instalado Windows 10.

Según parece, los datos son enviados a los servidores vortex-win.data.microsoft.com y settings-win.data.microsoft.com, pero estos y otros están codificados, lo cual significa que el archivo host es sobrepasado automáticamente y por lo cual este no es un método seguro para evitar que nuestra información llegue a manos de la empresa.

La solución

Stop

En caso de que no queramos que esto pase, la mejor forma de evitarlo es ignorando estas actualizaciones, o en caso de ya tenerlas, desinstalarlas en el panel de control o mediante la consola con el comando: "wusa /uninstall /kb:XXXXXXX /quiet /norestart", sin comillas y reemplazando el XXXXXXX con el número de la actualización.

Puede que esto ya haya estado pasando desde antes y no nos diéramos cuenta, pero con la llegada de Windows 10, sin lugar a dudas los usuarios están poniendo más atención a los movimientos que Microsoft realiza en sus equipos.

Vía | gHacks
Imagen | thecrazyfilmgirl

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio