Publicidad

Reciclar no es tan bonito como lo pintan: en EE.UU. esta industria está en números rojos

Reciclar no es tan bonito como lo pintan: en EE.UU. esta industria está en números rojos
2 comentarios

Publicidad

Publicidad

Hace tiempo que diversos organismos defienden el reciclaje de todo tipo de materiales y objetos como forma de contribuir al medioambiente y de hacer que disfrutemos de un sistema sostenible en el que los recursos se aprovechen de forma óptima. Sin embargo los procesos de reciclado de materiales tienen un alto coste, y las últimas políticas de países como China hacen que en Estados Unidos el negocio esté en peligro.

De hecho, prácticamente todas las plantas de reciclaje estadounidense están en números rojos, y en 2.000 localidades los ayuntamientos están pagando para poder deshacerse de estos materiales en lugar de que ocurra lo contrario. David Steiner, de la empresa de reciclaje Waste Management -la más importante en EE.UU.-, lo dejaba claro: "si la gente cree que reciclar es importante -y creo que lo hacen cada vez más- estamos hablando de una crisis nacional".

China ya no quiere (tantas) mercancías recicladas

En Estados Unidos se han unido varios factores que contribuyen a esta caída de la rentabilidad en esta industria: la fortaleza del dólar, la caída del precio del crudo y los cambios en la economía China han hecho que el precio de los materiales reciclados caiga a plomo. El reciclaje es además cada vez más generalista -se recicla más, pero los consumidores apenas tienen que hacer esfuerzo en clasificar y dividir tipos de materiales-, algo que complica el retorno económico.

Los citados cambios en China son especialmente importantes: el gigante asiático enviaba enormes cantidades de mercancías a los EE.UU. y los contenedores volvían vacíos, así que las empresas estadounidenses aprovecharon para enviar allí bienes reciclados -incluido, por ejemplo, papel reciclado-.

Sin embargo la Operación Valla Verde puesta en marcha por el gobierno Chino hace unos meses -se prohíbe la importación de objetos con plásticos no tratados y lavados adecuadamente y otros envíos de residuos "contaminados"- ha causado estragos. En China, por ejemplo, un cargamento de papel reciclado que provenía de Estados Unidos se pagaba a 1.000 dólares la tonelada en 2010. Actualmente se paga a 400 dólares.

Vía | The Washington Post
En Xataka | El reciclaje funciona: las botellas de plástico pueden convertirse en papel fotodegradable
En Xataka Ciencia | ¿Sirve de algo reciclar papel?

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir