Publicidad

Pemex podría estar trabajando con formatos en papel, mientras el supuesto rescate al ataque tiene fecha límite del 30 de noviembre

Pemex podría estar trabajando con formatos en papel, mientras el supuesto rescate al ataque tiene fecha límite del 30 de noviembre
8 comentarios

Publicidad

Publicidad

Un nuevo episodio en el escándalo de Pemex el día de hoy, fuentes cercanas a El Financiero mencionaron que la empresa sigue presentando afectaciones cuatro días después de confirmar el ciberataque.

Señalan que actualmente se encuentran coordinando todo el trabajo con formatos de papel, usando radios y teléfonos personales para la comunicación, mientras el registro en tiempo real se realiza en hojas de cálculo. Los proveedores consultados aclararon que el trabajo de extracción se encuentra en un ritmo normal.

Mientras la actividad en los pozos marinos no se ha detenido, mencionan que sí ha sido más complicada. Entre los problemas añaden que toda la logística marina se hace a mano en formatos de Excel.

Senordelmar Pemex Twitter

Por su parte Alfonso Durazo, titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana aseguró que el ataque ya se encontraba “totalmente controlado, sin consecuencias”. Señala que actualmente se encuentran en las investigaciones para determinar el origen del ataque.

Siguen esperando el pago

Por otro lado, Bloomberg contactó a los supuestos responsables del ataque de Pemex, confirmando que solicitan un pago de 5 millones de dólares, con una fecha límite del 30 de noviembre. Aclaró que no piensa realizar más comentarios hasta la fecha donde finaliza el plazo.

Aclaró que los ataques no se han limitado al sector petrolero y sugirió que fueron responsables de un ataque en Wisconsin con una empresa que ofrece servicios de transporte.

Los problemas de Pemex iniciaron desde el domingo con el ataque cibernético que sufrió la empresa, primero fue desmentida la información, pero a las pocas horas confirmaron el ataque afectó a menos del 5% de sus computadoras. Después apareció Reuters para mencionar que los atacantes solicitaban un rescate, mientras en conferencia matutina, el presidente de México señaló que el ataque “no fue grave”.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir