Compartir
Publicidad
Publicidad
Sonos One, análisis: gran calidad de sonido y una probada de las IA que nos ayudarán en el hogar
Análisis

Sonos One, análisis: gran calidad de sonido y una probada de las IA que nos ayudarán en el hogar

Publicidad
Publicidad

A principios de este mes Sonos reveló su apuesta para el mercado de los altavoces inteligentes. Pero tal como lo esperábamos de una empresa de su calibre, este producto no solo se centra en integrar un asistente inteligente, sino en ofrecer una gran calidad de audio.

El Sonos One llegará a México el próximo 24 de octubre, pero he tenido oportunidad de probar el dispositivo unos días antes de su lanzamiento, esto con el fin de compartirles las impresiones del que supone ser el primer altavoz inteligente disponible de manera oficial en el país.

Pero vamos por partes. El Sonos One en realidad es una versión "mejorada" del PLAY:1 que se lanzó en 2013, tiene ligeras variaciones en su diseño y además cuenta con compatibilidad con Alexa de Amazon como principal característica.

Un diseño que encaja donde sea

El Sonos One es bonito por donde se vea. No se diferencia en —casi— nada de otros altavoces inteligentes del mercado, principalmente por esa forma cilíndrica, pero sus acabados cuidados hasta el más mínimo detalle le dan mucha personalidad.

La unidad que probé es la de color blanco que, a diferencia del PLAY:1, tanto la rejilla como la base y la tapa superior son del mismo color. Los acabados son mate, con un muy buen tacto. En general, muy elegante.

Sonos One, análisis

En torno a conexiones no hay sorpresas. Tenemos en la parte trasera un conector Ethernet, abajo el conector para alimentarlo de energía y nada más. El único botón físico está en en la parte trasera (el de sincronización), de ahí los controles están en la tapa superior y son "táctiles".

Puesta en marcha

Aquí primero quiero aclarar cómo es que funcionan los altavoces de Sonos. Todos los modelos, o al menos la gran mayoría, hacen uso de una conexión WiFi para reproducir nuestra música. Es decir, para hacerlos funcionar necesitamos forzosamente la aplicación de Sonos, ya que desde ahí podremos configurarlos y reproducir la música que queramos, ya sea que la tengamos en el móvil o la "jalemos" de un servicio de streaming.

Sonos Analisis 1

La configuración no tiene complicación alguna, de hecho la misma aplicación te guía en cada paso hasta completarla. Una vez configurado el altavoz, podemos agregar un montón de "fuentes de música", ya sean servicios de radio por streaming o de música a la carta.

En total tenemos unos 35 servicios compatibles, entre los que se incluyen los famosos como Spotify, Tidal, Deezer, Google Play Music, Apple Music hasta los menos conocidos como 7digital, Calm Radio y Slacker. Y por supuesto, TuneIn también es compatible con el altavoz.

Sonos Analisis 22

Configuramos el servicio y listo, podemos reproducir cualquier canción disponible en la plataforma de nuestra elección. Pero ¿y Alexa?, vamos con ello.

Configurando un asistente que no está disponible en México

Como saben, Alexa de Amazon no está disponible ni es español ni en México. Así que para disfrutar de esta funcionalidad tuvimos que hacer algunos "trucos": configurar nuestra cuenta de Sonos con algún país donde sí esté disponible el asistente (en mi caso EUA) y descargar la app 'Amazon Alexa' desde una tienda diferente a la de México, en mi caso desde la Apple Store de EUA, en Android deberíamos tirar por un APK.

Un detalle importante es que, también debemos contar con una cuenta de Amazon para usar Alexa, lo bueno es que al menos mi cuenta que uso para comprar desde la tienda de México me ha servicio para activar el asistente.

Sonos Analisis 25

Ojo, este engorroso proceso de configuración es necesario por no contar con el asistente de manera oficial en México. Si algún día Amazon decide lanzar una versión en español para nuestro mercado, el proceso se simplificará, teóricamente.

Y para qué queremos una IA en un altavoz

La integración de Alexa en el Sonos One es completa, ya que además de permitirnos controlar la reproducción por medio de comandos de voz, podemos decirle qué canción queremos que reproduzca o preguntarle acerca del clima o cualquier otra cosa que se nos ocurra, ¿lo malo? todo debe ser en inglés.

El problema no es tanto el idioma, sino que no existen todas esas referencias culturales hacia México. Las cuales, por ejemplo, sí tenemos en Siri o Cortana. Aún así, las respuestas de Alexa son bastante naturales y en la mayoría de ocasiones entiende la pregunta a la primera. Por lo poco que lo he utilizado puedo confirmar que es una de las IA más potentes del mercado.

Sonos One, análisis

De hecho es tanta su potencia que alguno seguro se preocupará por su privacidad, y es que los micrófonos, que son seis, detectan de forma inmediata nuestra voz aún cuando el volumen de la música es alto. Cuando le hablamos a Alexa, la música no para, pero sí disminuye su volumen.

Ante los posibles problemas de privacidad, Sonos integró en el panel táctil superior un botón con el que podemos desactivar la "escucha continua" del asistente, silenciando el micrófono. Un LED nos indica cuando está o no encendido.

¿Y qué tal se escucha?

A diferencia de otros altavoces inteligentes, este Sonos One se preocupa por el sonido. Sí, la apuesta va por la línea de Homepod de Apple: tiene un asistente integrado, pero su objetivo es satisfacer a quienes buscan una gran calidad de sonido.

Esto lo logra con la integración de dos amplificadores digitales clase D junto a dos bocinas: una para las frecuencias altas (agudos) y otra para las medias y bajas (graves).

Pese a su tamaño, tanto en potencia como en calidad destacan. Las voces se escuchan con muchísima claridad, y los bajos no solo son potentes, sino que no sufren distorsión aún cuando aumentamos el volumen al máximo.

Sonos One, análisis

Claro que las bocinas no lo son todo. Si hacemos uso de la sintonización Trueplay, una tecnología que hace uso de sonido rosa y el micrófono de nuestro dispositivo, podemos ecualizar el sonido de acuerdo a la habitación donde estemos.

Igual si queremos una ecualización personalizada, desde los ajustes de app podemos seleccionar qué tantos agudos y graves queremos. En general, la calidad de sonido me gustó.

La opinión de Xataka México

El Sonos One es un gran altavoz, y no solo por lo "inteligente" que puede llegar a ser, sino por la calidad de sonido que ofrece y su versatilidad para unirse con otros modelos de la marca y así crear un completo ecosistema de sonido para toda nuestra casa.

Lo que sí me parece lamentable es que la compañía esté apostando por montarle un asistente que ni esté disponible en español y no lo podemos usar en México de manera oficial. Aunque prometen que no solo será compatible con Alexa, en unos meses también podremos usar Assistant de Google —quizá cuando ya esté en español.

Sonos One, análisis

Sobre Alexa, siendo la primera vez que la utilizo, me quedo con un muy buen sabor de boca. Bastante inteligente y con una casi perfecta comprensión natural del lenguaje. Amazon debería esforzarse por llevarla a más países y en más idiomas.

Lo que sí agradezco a Sonos es el atrevimiento, el atrevimiento de traer a México uno de los dispositivos con los que nos sentimos en el futuro. Y ojo que el precio del altavoz también es atractivo, 3,999 pesos, principalmente por ese prometedor potencial que se "aprovechará" al máximo dentro de unos meses.

Por ahora ni Google ni Amazon apuestan por nuestro mercado con sus altavoces inteligentes, Sonos ha sido el primero y probablemente dentro de unas semanas tengamos al segundo.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos