Publicidad

México analiza el cierre de vuelos de Reino Unido, donde se ha detectado una nueva cepa de SARS-CoV-2: esto sabemos de ella

México analiza el cierre de vuelos de Reino Unido, donde se ha detectado una nueva cepa de SARS-CoV-2: esto sabemos de ella
19 comentarios
Actualización, 12/22: El gobierno de México ha comunicado que no cerrará frontera a vuelos provenientes de Reino Unido. "No tendría una contribución específica para disminución del riesgo, no hay evidencia al respecto" dijo el subsecretario Hugo López-Gatell, al tiempo que retomó que la OMS desaconseja el cierre de vuelos provenientes de Reino Unido.

Ahora mismo, México está analizando un cierre de frontera a vuelos provenientes de Reino Unido. El anuncio llega directamente desde el presidente de la república, Andrés Manuel López Obrador, luego de que en los últimos días trascendiera la localización de una nueva cepa del virus SARS-CoV-2, causante de la enfermedad COVID-19.

Potencialmente más contagioso, aunque no más letal

Una serie de países ya han anunciado medidas de cierre de vuelos ante la nueva cepa que ya fue reportada a la Organización Mundial de la Salud. Los países son Holanda, Bélgica, Italia, Francia, Irlanda, Austria, Portugal, República Checa, Bulgaria, Hungría, Noruega, Turquía e India, aunque rápidamente otros países están sumándose. En el mismo Reino Unido se ha enfatizado en el regreso al confinamiento.

Virus 4937340 1920

Pero es importante mencionar que no se ha comprobado que la nueva cepa provoque mayor tasa de letalidad. Lo que el gobierno de Reino Unido estima es que provoque más contagio tomando en cuenta los datos estadísticos de país y el incremento rápido de casos en las zonas sur y sureste; la estimación no está hecha con base en un estudio científico por ahora, de manera que la información debe tomarse como preliminar.

La existencia de la nueva cepa fue comunicada el lunes de la semana pasada. Desde entonces Reino Unido ha estado en constante comunicación con la Organización Mundial de la Salud que ha confirmado que no se cree que la nueva cepa sea más letal. Tampoco hay evidencia que sugiera que reaccionará diferente a las vacunas que ya se prueban y aplican alrededor del mundo.

La misma variante ya fue localizada en Dinamarca, Holanda y Australia

En realidad la variante, SARS-CoV-2 VUI 202012/01, fue localizada entre septiembre y octubre y ha llamado la atención desde entonces qué tan rápido está reemplazando a otras versiones del virus y el alto número de mutaciones que podrían hacerle más eficaz en infectividad. El Centro Europeo para la Prevención y Control de Enfermedades explica que pudo haber resultado de un paciente con un sistema inmune comprometido, lo que pudo haber acelerado el proceso de mutación del virus.

Otra potencial explicación es que el virus provenga de un nuevo huésped animal. De esta manera el virus primero habría sido contagiado a un animal y luego "devuelto" al humano. Ninguna de las dos teorías ha sido probada.

Microscope 316556 1280

Los siguientes pasos

De cualquier forma, encontrar una cepa del SARS-CoV-2 no es extraordinario. Es común que mutaciones de un mismo virus se identifiquen periódicamente, y era previsible que ocurriera con el SARS-CoV-2, que dicho sea de paso, esta no es la primera variante localizada, aunque sí una de las más mediáticas por las declaraciones de Reino Unido sobre el aumento en contagios. Un estudio publicado en Nature encontró poco más de 12,000 variantes (de los primeros 50,000 genomas secuenciados), sin que alguna de ellas represente mayor riesgo de transmisión o letalidad.

Hasta ahora, hay más información que se desconoce de la que realmente se sabe de la variante. No hay información contundente sobre incremento de mortandad, mayor reinfección a pacientes que antes han desarrollado COVID-19, o impacto específico en un segmento de la población. La mayor parte de las respuestas a estas interrogantes se asume por el hecho de que las mutaciones en un virus son comunes, y por lo regular, no alteran sustancialmente sus características de infectividad.

Mientras tanto, Reino Unido sí han implementado un programa de acciones específicas en salud pública respecto a la variante VIU 202012/01. Además del llamado a reducir viajes no esenciales y actividades sociales, se busca que los institutos de salud vinculen epidemiológicamente a los casos que han tenido relación con pacientes con la nueva variante para analizar la progresión de la enfermedad. Todos los casos en que se confirme la nueva variante (o cualquier otra) deben notificarse de inmediato.

Ahora mismo el Centro de Prevención y Control de Enfermedades Europeo está trabajando con la oficina regional de la Organización Mundial de la Salud en una guía para la selección de muestras. Entre otras cosas recomiendan que las pruebas PCR no se enfoquen en el gen S, dada la mutación específica que tiene en él la nueva variante.

La Unión Europea ha puesto la mira sobre el tema y se espera que a inicios de esta semana anuncien una serie de medidas coordinadas para restringir la expansión de la nueva cepa que se estima, en promedio, contagia a 0.4 personas más que el SARS-CoV-2 "convencional", lo que equivale a un incremento de transmisión de un 70%.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio