Compartir
Publicidad

Van dos casos de sarampión en Estado de México, pero eso no quiere decir que estemos ante una epidemia

Van dos casos de sarampión en Estado de México, pero eso no quiere decir que estemos ante una epidemia
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Todo un protocolo de vigilancia epidemiológica se activó cuando a principios de agosto se localizó un caso de sarampión en una niña de 11 meses de Estado de México, que contrajo el virus en un evento masivo en el zócalo de la Ciudad de México. Un segundo caso ha aparecido, pero como resultado directo del primero, pues se trata de un familiar.

Es su tía de 32 años de edad que dio positivo en muestras de exudado faríngueo. Destaca que la mujer sí tiene antecedentes de vacunación contra la enfermedad en los años 1988, 1998 y 2014, aunque se sabe que ninguna vacuna es efectiva en el 100% de los casos.

En su momento, la Secretaría de Salud dijo que se identificaron 53 contactos en total de los cuales 14 fueron en Ecatepec, contando entre ellos nueve familiares.

Antes del caso de la niña de once meses, en Quintana Roo hubo otro caso importado de sarampión en una mujer de 50 años

Sin riesgo de epidemia, por ahora

Dna 1811955 1920

Una nueva investigación ha comenzado para localizar los contactos de la persona de 32 años. Quienes hayan mantenido contacto en el periodo de transmisibilidad se dará seguimiento diario hasta el próximo 27 de agosto. El que haya una relación directa entre las dos pacientes es trascendental, pues se reconfirma que todos los casos de sarampión han comenzado por el contagio de una persona infectada que ingresó al país.

De hecho, en México se han erradicado con éxito los casos autóctonos de sarampión. El último originario en México corresponde a 1996. La tendencia es similar en el mundo, aunque hay que decir que los casos han repuntado, con 400% más casos en 2017 respecto al año anterior solo en Europa.

Los cuatro casos confirmados en el año superan solo por uno a los tres que hubo el año pasado, todos concentrados en Ciudad de México y todos asociados a importación.

El sarampión se caracteriza por fiebre, congestión nasal, tos y ronchas que comienzan en cara y cuello

Aunque no es infalible, un adecuado esquema de vacunación sigue siendo la mejor herramienta para evitar el contagio. La vacuna triple viral protege contra sarampión, rubeola y parotditis donde la primera dosis es a los 12 meses y hay un refuerzo a los seis años. Adultos que no tienen vacuna triple viral pueden recibir, de forma gratuita, vacuna contra sarampión y rubeola.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio