Compartir
Publicidad

Investigadores de Coahuila descubren cuatro nuevas especies de gorgojos en México

Investigadores de Coahuila descubren cuatro nuevas especies de gorgojos en México
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Aunque en el mundo existamos más de 7000 millones de personas, no logramos ser el grupo de seres vivos más abundante en la Tierra. Ese título le corresponde a los insectos, de los cuales se calcula existen unos 10.000 millones por kilómetro cuadrado.

La ciencia, con el paso de los años, ha descrito ya más de un millón de especies de insectos en una tarea que parece nunca estar completa, pues año con año los científicos añaden más a la lista. Tal es el caso de las cuatro nuevas especies de gorgojos o picudos que han sido descubiertas por investigadores de diversas instituciones de Coahuila.

Pertenecientes a la familia de los curculiónidos y al género Narberdia, estos insectos están asociados a plantas silvestres que crecen en laderas, cerca de arroyos y que no miden más de cinco o seis metros de altura. Las hospederas de estas nuevas especies son plantas de la familia de las Euphorbiaceae, entre los que se encuentra la flor de nochebuena o flor de pascua, y principalmente aquellas del género Bernardia.

La infestación de picudos en este tipo de plantas es cercano al 50 o 60% en sus frutos, lo que indica un daño e infestación severa; sin embargo, al no tratarse de cultivos de importancia económica para el hombre no han sido considerados como una plaga, teniendo únicamente importancia científica. Además, de las 30 especies de este género que se encuentran registradas en México, únicamente en 11 de ellas han sido encontrados los cuatro nuevos tipos de picudos.

Las nuevas especies que pertenecen al género Narbedia han sido nombradas en honor a cuatro investigadores que han impulsado el estudio de insectos en México. El primero de los picudos descubiertos es el Narberdia cervantae que se distribuye en Jalisco; el Narberdia ramuvei encontrado en los estados de Durango, Jalisco y Puebla; el Narberdia dugesi con presencia en Querétaro y Michoacán y por último el Narberdia sarukhami encontrada en Veracruz y en Costa Rica.

Picudos

Los gorgojos, importantes para el control biológico

Comúnmente conocidos como gorgojos o picudos, los curculiónidos se reconocen fácilmente por su probóscide, un órgano bucal alargado proyectado hacia adelante, el cual le permite a las hembras perforar el sitio de oviposición para depositar en éste el huevo. Miden entre 2.5 y 5.5 milímetros y entre sus características destaca la presencia de escamas que cubren completamente el rostro y el cuerpo.

Actualmente se tienen clasificados más de 40,000 especies de curculiónidos y generalmente son considerados como plagas dañinas para la agricultura, tanto para los cultivos como para los alimentos almacenados; sin embargo, también se les reconoce como controladores biológicos de plantas no nativas, convirtiéndose en la solución a algunos desastres ecológicos como el ocurrido en 1989 en el Lago Victoria de África, y que fue combatido exitosamente en 1996 introduciendo aproximadamente 100,000 gorgojos de dos especies.

De acuerdo al doctor Marcotulio Soto Hernández, investigador titular del Sitio Experimental de Zaragoza, Coahuila, en México se han descrito más de 2,344 especies de curculiónidos, cifra que representa menos de la mitad de cucurliónidos mexicanos, por lo que considera importante el continuar trabajando en el estudio de esta fauna, para no solo identificar las diferentes especies, sino también para conocer sus estados inmaduros, su historia natural y su distribución.

Vía | Conacyt

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio