Publicidad

Es cierto que una nueva variante SARS-CoV-2 domina los casos de COVID en México, pero la ciencia aún no sabe si es más transmisible

Es cierto que una nueva variante SARS-CoV-2 domina los casos de COVID en México, pero la ciencia aún no sabe si es más transmisible
2 comentarios

Hay más de 900 linajes de SARS-CoV-2 pero en México el 80% de los casos de COVID-19 han sido ocasionados por la misma, una que ha ido incrementando su presencia en el país en los últimos meses.

Secretaría de salud todavía no sabe a ciencia cierta si la nueva variante tiene mayor transmisibilidad (aunque sí dicen que podría ser así) y ahora mismo se está recomendando que se continúen estudios virológicos y epidemiológicos para saber el impacto que tiene el linaje en la salud pública y desde luego en la eficacia de la campaña de vacunación.

Y esa no es una posibilidad descabellada.

Jorge Ramírez, responsable de Unidad de Desarrollo Tecnológico e Investigación Molecular del InDRE dijo en conferencia de prensa que la mutación T478K, presente en la variante encontrada, B1.1.222, "tiene de alguna manera impacto en una posible evasión a respuesta inmune, como el resto de las mutaciones que se encuentran localizadas en la región".

Los linajes en México

La B1.1.222 fue encontrada en México en octubre pasado y casi ninguno de los efectos potenciales de la mutación T478K ha sido comprobado. Si acaso, el único que ha sido certificado es el desplazamiento que ha hecho de linajes que circulaban, hace meses, con la misma proporción en México

La B1.1.222 pasó de representar el 5% de casos del total de muestras secuenciadas, a ahora el 87%. El incremento sucedió en solo cinco meses.

tabla Evolución de linajes encontrados en México

Mientras que la B1.1.222 domina ya el panorama de las secuencias recopiladas en México, en la última muestra de febrero de 2021 las B1 y B1.189

Una variante equivale a una serie de mutaciones que tiene el genoma de un virus con respecto al original. El original en este caso es el de Wuhan, detectado a finales del 2019

Las variantes que más han llamado la atención son las identificadas como inglesa, sudafricana y brasileña. En realidad se trata de las variantes B.1.1.7, B.1.351 y P1, pero son más fácilmente identificables por el país en donde se les encontró primero.

La B1.1.222 no puede de momento atribuirse a México toda vez que está circulando en otros países, principalmente de América del Norte. La mutación está en Canadá y en Estados Unidos, incluso en algunos países de Europa y Francia.

Peor en México la dominancia de la B1.1.222 es abrumadora. Con un 87% de frecuencia en los casos no está lejos de la presencia que mantiene la variante inglesa en Reino Unido, pues tiene una presencia en casos del 93%. Incluso la B1.1.222 tiene más presencia en México que la P1 en Brasil, en donde solo 37% de las secuencias examinadas pertenecen a la variante.

Ello quiere decir que entender por completo los alcances del COVID-19 en México pasa inevitablemente por entender los alcances de la B1.222 y en particular de su mutación T478K.

Por ahora las preguntas son más que las respuestas. Posteriores estudios virológicos y epidemiológicos buscarán si la variante en efecto puede evadir más fácilmente la respuesta inmune e incluso si es más transmisible.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio